Como quitarte esos kilos de mas

Publicado por: Marta - Regaloteca En: miércoles, diciembre 18, 2013 Comentarios: 0 : 1059

Con el paso del tiempo, los excesos y la entrada del año todos nos hacemos miles de propósitos.

¿te sobran unos kilitos de más? Te ayudamos con estos consejos a que tu plan sea más efectivo

Llega el año nuevo y todos nos cargamos de buenos propósitos. Aprender inglés, rebajar esos kilos, dejar de fumar... y un largo etcétera.

Lo primero de todo es NO TE AGOBIES

Está muy bien hacer un listado de cosas o situaciones que nos incomodan y con las que no estamos a gusto en nuestra vida o con nuestro cuerpo. Pero se realista ¿cúantos años llevas con esos kilos que te sobran? 

No te hagas promesas imposibles que no vayas a cumplir. Lo único que conseguirás será frustrarte y con ello abandonarás a la primera de cambio. Se realista con tus objetivos, conseguirás animarte con tus progresos por que será más fácil llegar a ellos.

Piensa cuanto peso te sobra. Haz un cálculo rápido y réstale el 20%, será mucho más realista y conseguirás antes tu objetivo. Podrás ir avanzando con menor dificultad y más adelante podrás establecer un nuevo objetivo para reducir lo que te falta.

- Márcate un objetivo semanal. Piensa a largo plazo para establecerlo. Recuerda que es imposible perder 10 kilos en un mes si afectar a tu salud. Mucha gente piensa, al hacer dieta, en perder 3 o 4 kilos por semana. Debes saber que lo ideal es perder semanalmente un 1% del total de tu peso, es decir que si pesas 75 kilos, lo ideal sería perder en torno a 750gramos por semana. ¿te parece poco? Puede ser, pero de esta forma conseguirás que tu cuerpo no sufra y evitarás el famoso efecto rebote.

Haz algo ejercicio. Siempre acorde a tus posibilidades. Ya sabemos que apuntarse a un gimnasio no suele funcionar a no ser que seas culturista. El otro día oía que estaban pensando en inventar los Bonos únicos en un gimnasio, para entrar darte un paseo para ver las máquinas y no volver... Aquí se trata de moverte más. Sube escaleras en lugar de coger el ascensor, camina. Sabemos que es obvio y todo el mundo lo dice. Pero es esencial para reactivar tu metabolismo y endurecer los músculos

Cuando adelgazas, sobre todo cuando lo haces de forma rápida e incontrolada, además de grasa corporal, lo que estás quemando es músculo. ¿de verdad quieres estar delgado y verte con la piel fofa? Pues muévete un poco cada día.

Si te falta tiempo, busca una tabla rápida de ejercicios para hacer en casa, elige actividades que a las que puedas dedicar poco tiempo. Hazte con unas mancuernas, una cinta elástica para estirar y fortalecer los músculos o un cinturón abdominal que conseguirá aumentar el esfuerzo de tus ejercicios. Por sí solos estos cinturones harán cierto efecto, pero combinados con esfuerzo, los resultados serán sorprendentes.

Además, conseguirás reducir el estrés y la ansiedad.

Busca ayuda o cómplices. Si puedes y tienes posibilidad busca un amigo, compañero de trabajo o incluso tu pareja para que sea tu aliado y tu cómplice tanto en tu objetivo de bajar de peso como en activar tu cuerpo con un poco de ejercicio. Y si puedes inicia un proceso conjunto con objetivos individuales. Los seres humanos somos sociales por naturaleza, además de competitivos. Compartiendo experiencias, menús, recetas, ejercicios, etc. conseguirás estimular tu mente y animarte a seguir con el proceso.

Se positivo. No pienses en negativo. Esto no es un sacrificio, es un beneficio. Piensa en todo lo que conseguirás. Haz una lista de las cosas buenas que alcanzarás con tu esfuerzo. Busca una foto de cuando tenías tu peso ideal y ponla en la nevera o en algún sitio que puedas verla con asiduidad, te hará recordar tu objetivo cuando estés de bajón.

Elimina de tu nevera y despensa cualquier producto precocinado, procesado y refinado. Este tipo de productos no sólo te hacen engordar sino que obstruirán tus arterias, elevarán tus niveles de azúcar y te acarrearán otros problemas a largo plazo.

Consume zumos naturales en lugar de embotellados. La mayoría de zumos procesados no sólo se fabrican con azúcar o edulcorantes, sino que además, durante el proceso se eliminan la fibra y muchos de los nutrientes esenciales que te ayudarán a estar más sano y perder peso. Hazte con una buena licuadora y aprovecha los beneficios de las frutas de temporada. 

Evita los refrescos con azúcar. Eso ya lo sabes...qué te vamos a contar

Reduce la bollería industrial, que lleva grasas trans y la ingesta de productos integrales que no sean de grano 100% entero. Puedes sustituirlo por un bizcocho casero que una vez por semana reduzca tus ganas de dulce.

Aumenta el consumo de productos frescos, tanto en frutas como verduras. Ensaladas, menestras. Busca recetas divertidas y no demasiado elaboradas. 

Evita los fritos y reducelos a una no dos veces por semana.

Lo mismo para las carnes rojas, consume más pescado y carnes blancas.

Planifica, planifica y planifica La mayoría de nosotros llegamos a casa después del trabajo, muertos de cansancio y hambre. Abrimos la nevera y si no tenemos nada preparado o una buena planificación de menús, acabamos tirando de lo primero que encontremos a nuestro alcance. En resumen, acabamos mal comiendo

Tómate un tiempo de elaboración de menús. Elige un día a la semana (los domingos por la tarde por ejemplo) para elaborar un plan de comidas semanal. Involucra a tu pareja y, si los tienes, a los niños. De esta forma, irás a la compra sin sobresaltos y añadidos que encarecen el carrito, y tendrás una guía para cuando no se te ocurra nada que hacer de cena o comida.

En tus menús elige recetas sencillas. Recuerda que hay miles de páginas en internet con ideas y contenidos para elaborar tanto menús como platos exquisitos. Usa un cuaderno para ir apuntando lo que más te guste.

Como ya te hemos comentado, busca información sobre ejercicios y tablas para hacer en casa. Planifica también tu ejercicio físico. Hazte un plan semanal en función de tus horarios y responsabilidades. 

Pero ante todo se constante y positivo. Y repite "yo puedo conseguirlo"

Etiquetas deporte dieta

Comentarios

Deja tu comentario